Ingredientes:

  • 🥔2 papas medianas
  • 🥦1 cabeza de brócoli
  • 🥕1 zanahoria rayada
  • 🍳1 huevo
  • 🧀 1/4 taza de queso blanco rallado (opcional)
  • 🧄 1 diente de ajo, picado finamente

Preparación:

Cocina las papas y el brócoli:

  • Corta las papas en trozos grandes, no retires la cáscara.
  • Cocina las papas en agua hasta que estén tiernas (aproximadamente 15-20 minutos).
  • Mientras tanto, corta la zanahoria y el brócoli en floretes pequeños y cuécelos al vapor durante 5-7 minutos, hasta que estén tierno pero aún conserven su tono brillante.
  • Escurre las papas y los vegetales y déjalos enfriar un poco.

Prepara la mezcla:

  • En un bol grande, machaca las papas con un tenedor o un prensapapas hasta obtener un puré grueso.
  • Pica finamente el brócoli cocido y las zanahorias y agrégalos al bol con las papas.
  • Añade el ajo picado, el huevo y pimienta al gusto.
  • Mezcla bien todos los ingredientes hasta obtener una masa homogénea. Si la mezcla está demasiado húmeda, añade más brócoli o un poco de amaranto.

Forma las hamburguesitas:

  • Con las manos, forma pequeñas bolitas con la mezcla y aplástalas ligeramente para darles forma de hamburguesa.
  • Colócalas en un plato y déjalas reposar en el refrigerador durante 15-20 minutos para que se compacten un poco.
  • Cocina las hamburguesitas de papa y brócoli en tandas, aproximadamente 3-4 minutos por cada lado, o hasta que estén doradas y crujientes.

Sirve:

  • Sirve las hamburguesitas de papa con brócoli y amaranto calientes, acompañadas de una ensalada fresca, salsa de yogur, o tu aderezo favorito.
  • Retíralas de la sartén y colócalas sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

Beneficios Nutricionales:

  • Papas: Ricas en carbohidratos complejos, vitamina C, y potasio, proporcionan energía.
  • Brócoli: Alto en fibra, vitamina C, vitamina K, y antioxidantes, contribuye a la salud del sistema inmunológico y óseo.
  • Amaranto: Fuente de proteínas, fibra, y minerales como hierro, calcio y magnesio.
  • Huevo: Excelente fuente de proteínas, vitaminas del grupo B, y minerales como el selenio.
  • Ajo: Con propiedades antioxidantes, favorece la salud cardiovascular y el sistema inmunológico.

Recuerda que asistir con un nutricionista es la mejor alternativa cuando se trata de recomendaciones en salud y alimentación. Esta receta es sólo de referencia y no reemplaza el consejo nutricional individualizado. 

Lnca. Rocío Bou

Lic en Nutrición y Ciencia de los Alimentos

Deja un comentario